El Repostero de Berlín: amores incompletos

Share Button

Por: Elizabeth Salzar T. 

La ópera prima del director israelí Ofir Raul Graizer, nos cuenta la historia de amor entre Oren (Roy Miller), un ingeniero que debe viajar a Berlín por asuntos laborales y   Thomas (Tim Kalkof), un pastelero que conoce en una cafetería. Ellos comienzan un romance, pero Ofir tiene familia y viaja regularmente a Jerusalén, para verlos. Tras uno de estos viajes no regresa y Thomas averigua que falleció.  El repostero decide viajar al país de origen de su amado y allá conoce a la mujer de Oren, Anat (Sarah Adler), quien es propietaria de un café, y le ofrecer empleo a Thomas, él acepta y comienza acercarse lentamente a la familia de Oren. Su talento en la cocina ayuda a incrementar la clientela. Además va ganándose la confianza y el cariño de la familia, hasta que….

Este es un film sencillo, pero muy bien contado, una de las cosas que llama la atención es la forma en que va presentando la trama. Se va develando lentamente y en una forma muy bella. Tiene unos planos interesantes y una bonita fotografía.

Otro de los aspectos a destacar es el protagonista, que es muy joven y realiza una interpretación impactante, hay momentos en que nos tiene al borde de las lágrimas, porque es totalmente creíble, logra traspasar el dramatismo y emotividad de su personaje. Eso es otra de las características de está película, nos transmite las sensaciones, las pasiones de Thomas a través de la comida, también logramos sentir su desolación tras la repentina pérdida del ser amado. La necesidad de acercarse a su entorno para de cierta forma, sentir que está más cerca de él.

Es una excelente película para ser el debut del director, como sentencia la frase, “posee  la belleza de lo simple”.

Director: Ofir Raul Graizer

Duración: 104 Minutos

Distribuye:  Arcadia

Comments

comments