De-Mentes Maestras

De-mentes Maestras
Share Button

(Masterminds )
Director : Jared Hess
Reparto Zach Galifianakis, Owen Wilson, Kristen Wiig y elenco
Genero Comedia
U.S.A 2016.

A Galifianakis lo recordamos especialmente por las tres Hanghovers y su aparición en Birdman. Acá tenemos una comedia, bastante burda. Que busca risa fácil, con un humor poco refinado.

Está basada en un robo real a un camión blindado que ocurrió hace varios años.

El protagonista trabaja conduciendo un camión de transporte de valores. Su vida es bastante plana, fome en realidad. Lo único que le genera alguna emoción es su compañera de trabajo, quien en realidad es un señuelo, ya que le está tendiendo una trampa para cometer el robo más espectacular de la historia. El plan está diseñado para que los ladrones usen al protagonista, para conseguir el gran botín . (US$ 20.000.000 )

La verdad es que las risas que debe producir esta película, en realidad escasean. Creo que tanta estupidez junta no se sostiene ni por el carisma de algunos protagonistas. (A Owen Wilson le tengo cariño, por su trabajo con Wes Anderson)

foto-2

No cabe duda que el humor grueso (escatológico, para ser exactos) le gusta a mucha gente. Pero en el cine hemos visto, comedias elegantemente graciosas y muchas con humor inteligente. Este no es el caso. Es una película sin pretensiones. No puede tenerlas en realidad, solo es lo que es. En la comedia fácil hay algunas convenciones del género. Pero acá, la “ingenuidad” de los personajes, por ejemplo es de verdad: falta de neuronas activas. Acá ocurren cosas insólitas; como pasar por seguridad en los aeropuertos con millones de dólares en los calzoncillos y que nadie se dé cuenta.

foto-1

Hay asesinos a sueldo de caricatura. Y hay también un homenaje a Batman vs Superman (momento: “mi mamá también se llama Marta” ) entre el asesino a sueldo y el que debe ser asesinado, que te puede hacer llorar (por ser una solución de parche, muy estúpida, no por ser emotiva y menos por graciosa.)

Acá da impresión que la escasez de neuronas no es solo de los personajes, sino también de guionistas, productores y dirección. Probablemente hay gente que si se reirá. Como también nos reímos de algunos humoristas en shows de televisión, que dan más pena que risa. Da la sensación que esta película fue hecha a la rápida. Con flojera. Sin ganas de avanzar, como si fuera una obligación sin goce alguno.

foto-3

Una película, una obra, debe tener un propósito, una meta, debe tener una idea solida en la cual sostenerse. Debe haber una motivación, que los espectadores, entendamos y que don den ganas de compartir. Una película debe contar una historia, da lo mismo si es cómica o triste, o lo que sea. Pero acá solo fue juntar un grupo de actores y desperdiciar su talento. La culpa no es del reparto. Tampoco es del presupuesto. (“no se nota pobreza”) . Es de no tener respeto por el cine ni por sus talentos ni por el espectador.

Por Sarita Ahumada Gallardo.

Comments

comments