Leyenda: La Profesión de la Violencia (2015)

Share Button

Mis expectativas eran muy altas cuando esperaba el estreno de “Leyenda”, porque aunque no quise averiguar mucho de qué se trataba, sí sabía que estaba Tom Hardy y que interpretaba gemelos. Si, Tom Hardy, el actor del momento, el que aparece en “Mad Max Fury Road” y “The Revenant”, las dos películas más nominadas y premiadas del año 2015 y en las que se manda dos tremendos roles. Porque Max Rockatansky y John Fritzgerald son de esos personajes que quedan en tu memoria por siempre, los analizas, los perdonas, los admiras, los justificas y por sobre todo, los amas, aunque te duela, los amas.

TomHardylegend-xlarge

Pero no pasa lo mismo con “Leyenda”. Y no es culpa de Tom Hardy. Porque estamos frente a una película que promete y no cumple, que dice que es violenta y no lo es tanto, que presenta la historia de un amor que fue supuestamente apasionado y sicológicamente violento, pero tenemos a una pareja que no tiene química, a una Frances (Emily Browning) que nos parece débil e ingenua y sin la astucia y picardía que enamoró a Reggie Krey (Tom Hardy).

A pesar de que pareciera que la historia se centra en la historia de amor, ya que es la propia Frances quien nos la cuenta, no es tan así. También nos muestra la relación entre los gemelos Ron y Reggie Krey (interpretados impecablemente por Tom Hardy) y de cómo llegaron a convertirse en los hermanos más temidos en el Londres de los años 60.

Legend-Preview

Pero la película se queda ahí, en la buena actuación de Hardy. En lo demás se queda corta y no porque falten minutos de película, porque la verdad es que a veces se me hizo eterna y solo quería que terminara. Se queda corta porque la vida de los gemelos Krey es una tremenda historia de violencia, maldad, psicopatías que hasta incluía desvíos sexuales de ambos hermanos; se queda corta porque cambian hechos interesantísimos y que describen perfectamente la naturaleza de los gemelos y agregan historias laterales que no tienen importancia y le restan peso a la trama.

Lo peor es que, como dije, no sabía nada de la historia original y aún así me pareció poco coherente y poco fiel a lo que todos entendemos y sabemos del mundo gansteril, con sus costumbres y códigos; aunque al salir del cine busqué inmediatamente información sobre los Kreys, porque hasta pensé que tal vez su vida no era más que eso y que no haba más que contar. Porque a ratos me parecía que estaba viendo un intento fallido de cineasta joven de hacer una película de gansgters memorable, pero con un guión a veces casi infantil y un montaje que nos muestra la película a cuadros y muchos momentos que es mejor olvidar y muchos momentos que lamentablemente no olvidaré.

maxresdefault (1)

De Brian Helgeland no puedo decir mucho, ya que de sus trabajos más conocidos se puede deducir que es bien bueno y muy malo. Ganó un Oscar como mejor guión con L. A. Confidential (1977) y un Razzie al peor guión por “Mensajero del Futuro” (1977) el mismo año, ahí quedamos en cero. Además escribió el guión de “Myistic River” (2003) y de “Robin Hood” (2004), o sea, igual a cero de nuevo. Lo bueno de todo esto es que deberíamos esperar de él un muy buen guión en los años venideros.

Sugerencia: Hombres: Esperen a que la den en la tele. Mujeres: si eres Tom Hardy lover y lo quieres ver en pantalla grande, sería el único motivo para gastar los $ 4.500 de la entrada, aunque aún así, debo decirte que no te hagas muchas ilusiones, porque mino no sale.

Por Marisa Zúñiga

Comments

comments