Capitán América: Civil War CON SPOILERS

Share Button

Esta reseña tiene Spoilers, va directo al hueso. Las impresiones más generales las puedes ver de mano de Claudio en su reseña sin spoilers, acá revisaremos los detalles.

Era difícil saber qué esperar de Civil War, más aún tras Batman v Superman que nos mostró el primer enfrentamiento entre super héroes en pantalla grande, estableciendo una base -te haya gustado o no- y porque no entendíamos, a pesar de haber visto diferencias entre Tony y Steve en Age of Ultrón, de qué manera podían llegar a ser enemigos. Por parte de Steve estaba claro, Bucky tendría que ver, pero ¿qué podía llevar a los golpes a Tony? Respuesta: La muerte de sus padres a manos de Bucky. Bien resuelto, un pelín forzado, porque tanto peso no tenían antes (tuvimos un pequeño esbozo en Iron Man 2 pero no era de un corte tan sentimental), pero al fin y al cabo bien resuelto. De todas formas, para reforzar pusieron la escena de la “despedida deseada de mis padres” de Tony (qué divertido y bien hecho se veía joven) y si además agregamos el accidente de Rhodey, es creíble. Así que el hilo central está bien.

Otra cosa que no se sabía era cuál sería el detonante a nivel de sociedad versus super héroes, para que fuera necesario tener que llevar registro de éstos, la rencilla que se acarrea desde el cómic y que produce el choque de opiniones entre Iron Man y Capitán América. En el cómic es un accidente de unos héroes menores que llevan un reality, acá eso no podía ser plasmado de forma que nos llegase a importar, por cuánto agarrarse de unos terroristas – que ya conocemos- y hacer que Wanda falle, porque aún es un poco inexperta, ha sido también un acierto.

foto 1

El villano real de la cinta, un tipo cualquiera que perdió a todos sus seres queridos (Daniel Brühl), está también bien desarrollado y su motivación parece legítima. Bueno, los guionistas de Marvel han demostrado saber hacer su trabajo y si hablamos de saber desarrollar tanto tramas como personajes, se han tomado todo el tiempo -ocho años- para traernos a este punto. En una primera revisión me parece que el trabajo es sólido. La película en ningún momento es aburrida, parece ser más seria que las anteriores pero tiene sus chistes y bien puestos y las escenas de acción están bien realizadas. Además las inclusiones de Black Panther y Spiderman corren como seda. Black Panther, siendo desconocido para la mayoría de nosotros nos cuadra perfectamente bien y no desentona en momento alguno, para el final del metraje lo hemos aceptado completamente (bueno, en Ultron ya lo habían hecho con The Visión y los Maximoff). Cualquier duda que haya quedado probablemente será eliminada en su película programada para el 2018.

Y llegando a esto, obligatoriamente tenemos que hablar de otro de los elementos que más expectativa generan, la introducción de nuestro amistoso vecino: El Asombroso Hombre Araña. A mi gusto, hablando de personalidad, Tobey Maguire siempre era más Peter Parker que Spiderman, Andrew Garfield siempre era más Spiderman que Parker, Holland… es la mezcla perfecta. Inteligente, respetuoso y nerd siendo Peter, pero sumamente parlanchín y desinhibido siendo Spidey. Novato como héroe, disfrutando todo. Se mueve convincentemente, la expresividad que le dieron a los ojos del traje ayuda. Me dejó muy contento, su aparición me deja con ganas de más y … Marisa Tomei de Tía May… ¡Qué es guapa ella! Iluminó la pantalla en la escena en que aparece. Está como quiere.

foto 2

Hablando de la fluidez de Spidey, me parece que una de las escenas más geniales es el enfrentamiento en el aeropuerto. Es espectacular cómo imaginaron todo, cómo equiparan a los personajes, cómo se desenvuelven y Ant Man… uno que lo tiene irónicamente por héroe pequeño, se luce. Se mueve exageradamente lento en su Modo Gigante, pero queda bien igual. Las coreografías de pelea y los efectos especiales son buenos, toda la película. En especial la batalla del Clímax, la forma en que se enfrentan Bucky y el Capitan con Iron Man.. es genial. Ya nos había adelantado un poco de aquello el trailer. Es agradable cómo te resulta imposible elegir bando porque tanto Steve Rogers como Tony Stark tienen motivaciones suficientes y ambos hacen cosas que uno puede sentir como correctas, a la vez que toman acciones que podríamos sentir como levemente criticables, sin perder jamás su forma de ser. Nunca se desdibujan, sus personalidades están claramente delineadas y todo lo que hace el Capitán es propio del Capitán, así como lo que hace Tony es propio de Iron Man. Es así como eso de tener a los dos enfrentándose al final y no saber quién quieres que gane, preguntarte si alguno de los dos dará muerte al otro, es tremendo. La tensión del tercer acto es buenisima.

Hasta el momento todo parece ser dorado y brillante ¿cierto? Pues no obstante a todo lo que he escrito, pese a su buena factura me faltó espectacularidad, en serio. Está correctamente realizada, todo parece redondo, pero cuando termina sientes que algo quedó sin llenar ¿Es acaso por las expectativas que nos hicimos? ¿Esperaba mayor caos? No lo sé, me la voy a repetir para tratar de resolver eso y porque Capitán América Civil War me gustó bastante. Creo que es equiparable a Winter Soldier o queda un poco por debajo de ella, alcanzando así en mi ranking personal el segundo puesto dentro de todas las historias Marvel a la fecha. Bien por Marvel, nuevamente debo decir: sigan así.

gif 3

Por Peter Von Llantua

Comments

comments